El hachador perdido

El hachador perdido

En las vastas y misteriosas tierras de Los Llanos venezolanos, se susurran historias que han trascendido generaciones, historias que se entrelazan con la cultura y las creencias de un pueblo. Entre estas, destaca la leyenda de El Hachador Perdido, un relato que ha sobrevivido el paso del tiempo y que sigue cautivando a quienes escuchan su nombre.

Índice
  1. Orígenes de la Leyenda
  2. La Tragedia del Viernes Santo
  3. El Castigo Divino
  4. La Aparición del Espectro
  5. La Leyenda Hoy
  6. El hachador perdido Hipólito Arrieta

Orígenes de la Leyenda

El Hachador Perdido fue un hombre trabajador, perteneciente a los Llanos venezolanos. Según cuentan los ancianos del lugar, este hombre tenía la ambición de hacer su propia urna para tenerla lista al momento de su muerte. Sin embargo, su destino tomaría un giro trágico y legendario.

La Tragedia del Viernes Santo

Un Viernes Santo, día sagrado en el catolicismo, el hachador decidió ir en busca de madera para construir su urna. Ignorando las señales de mal augurio, se adentró en las profundidades de las llanuras. Su osadía le costaría caro, pues en su intento por cortar un tronco, al momento de alzar el hacha encontró la muerte.

El Castigo Divino

Se dice que Dios castigó al hachador por su irreverencia en un día santo, condenando su alma a vagar eternamente por las tierras donde habitó. Desde entonces, se cree que el alma en pena del hachador protege la naturaleza y se venga de aquellas personas que osen dañarla.

La Aparición del Espectro

El Hachador es descrito como un sujeto alto, calvo, con ojos rojos como brasas . Siempre lleva consigo un hacha, listo para atacar a quienes dañen la naturaleza. Su presencia es anunciada por el retumbar de golpes prolongados de un hacha; si lo escuchas cerca significa que está lejos y viceversa.

La Leyenda Hoy

Hasta el día de hoy, la leyenda del Hachador Perdido sigue viva en los llanos y bosques venezolanos. Incluso ha inspirado canciones que narran su historia y perpetúan su recuerdo.

La leyenda del Hachador Perdido es más que un cuento para atemorizar; es un recordatorio del respeto que debemos tener hacia la naturaleza y las tradiciones que definen nuestra identidad cultural.

El hachador perdido Hipólito Arrieta

Esta canción narra las aventuras de un llanero, que al salir de casería, se encuentra con el mismísimo hachador.

Subir